Los Mejores Altavoces Inteligentes

 Los Mejores Altavoces Inteligentes

Los mejores altavoces inteligentes: ventajas y desventajas de cada uno

Esta incipiente categoría tecnológica, que no ha acabado por arrancar del todo entre un público de masas, ofrece funciones interesantes para controlar tu vida digital por voz: te explicamos los puntos fuertes de cada uno.

Los altavoces inteligentes marcaron un punto de inflexión en la industria tecnológica. Integrando los asistentes de voz en su interior, estos aparatos cobraron una nueva dimensión como centro del hogar. La idea era mejorar la experiencia de usuario, tener toda tu vida digital en orden desde un solo lugar. Y, por supuesto, dirigirte a las máquinas desde un elemento natural, la voz. Luego, con el tiempo, fueron apareciendo modelos con pantalla que le daba un nuevo cariz.

Según estimaciones de la consultora Canalys, las ventas mundiales de dispositivos de audio inteligentes, incluidos altavoces inteligentes, alcanzaron 96,2 millones de unidades en el primer trimestre de 2020. Pero durante la pandemia de coronavirus la categoría de altavoces inteligentes ha sufrido su primer descenso a nivel mundial, cayendo un 1,9%, con 20,3 millones de unidades vendidas. No han sido productos que han experimentado una adopción masiva. Las dudas en privacidad y el desconocimiento del usuario medio ha podido pasarle factura a las ventas.

HomePod, la apuesta de Apple

No fue el primero en llegar, pero sí el debut del gigante Apple en este negocio. No salió rana pero tampoco ha sido un aparato de grandes ventas. Tampoco se esperaba, seguramente, al tratarse de una categoría muy novedosa. Con el tiempo ha mejorado algunos aspectos pero, en el fondo, no deja de ser un buen altavoz enriquecido.

De sus rivales más directos es, muy posiblemente, el que mejor cuida el esencial aspecto del audio. Tiene funciones inteligentes para adaptarse a las condiciones de la habitación, proyectando el sonido de manera que se escucha de manera óptima desde cualquier punto. La calidad es fantástica. Trabaja muy bien las frecuencias medias y, sobre todo, los graves, logrando con ello una nitidez y claridad estupenda. Tiene seis altavoces en su interior.

En cuanto a su sistema de control por audio, la verdad es que deja un tanto de qué desear, pero el software reconoce bastante bien los comandos, incluso en la distancia. Desde su panel táctil ubicado en la parte superior del dispositivo se pueden controlar algunas funciones como el volumen o pausar el sonido si es necesario.

Todo funciona por medio de Siri, el asistente digital de Apple. Se le pueden pedir muchas cosas como la hora, el parte meteorológico, solicitarle información de la agenda del día, poner temporizadores, hacer llamadas, así como poner música o controlar otros aparatos a los que se haya dado permiso desde la herramienta Apple Home. Está bien integrado con el servicio Apple Music pero también con Spotify. Puede servir de altavoz para el televisor y permite emparejarse con otro.

¿Dónde ubicarlo? En el salón, en la entrada o en una habitación. Estos son sus espacios naturales. No tanto en la cocina. Mide unos 18 centímetros de alto, con lo cual puede ser un aparato discreto que se camufle incluso en el mobiliario. Su precio, 349 euros, está por encima de sus competidores.

Pros

-Buen diseño.

-Calidad de sonido.

Contras

-Precio elevado.

-Asistente mejorable.

La familia Alexa de Amazon

Si ha habido una marca que ha tirado la casa por la ventana en este negocio ha sido Amazon. Cuenta con una decena de aparatos de fabricación propia bajo el seño Echo, que aglutina su apuesta por los equipos inteligentes. No todos son altavoces, pero sí incorporan micrófonos para controlarlos por voz. Además, ha firmado importantes acuerdos con otras marcas comerciales para llevar Alexa, su asistente digital, a otros aparatos como neveras, barradas de sonido o equipos de audio.

Su gran fuerza reside en que es multidispositivo. Está, es cierto, muy centrado en potenciar sus propios servicios de comercio electrónico, pero ofrece buenas sensaciones. Hay numerosas propuestas. Una de ellas, la gama Show, dispone de varios modelos de 5 u 8 pulgadas de pantalla. Y eso lo cambia todo, puesto que puede ser un equipo muy útil para la cocina por ejemplo. Puede transmitir sonido y reproduce video, con lo que puedes ver la tele, escuchar música o ver una serie mientras cocinas.

Todo responde a un planteamiento único: invadir la casa con altavoces. Hay otros modelos como Dot o Spot, que puede ser ubicados en las habitaciones pequeñas. Teniendo varios modelos pueden estar sincronizados e, incluso, transmitir audio desde distintas habitaciones.

Puede servir para muchas cosas, desde reproducir música, conocer el tiempo, el estado del tráfico, añadir citas a la agenda, escuchar sonidos para dormir, consultar cuentos infantiles. Y, por qué no, si se tiene una casa grande se puede utilizar para mandar comunicados entre dispositivos para, por ejemplo, decirle al resto de miembros de la familia que la cena está lista. Tiene un excelente sistema de reconocimiento de voz, el mejor de sus rivales.

A diferencia de otros rivales, funciona con «skills», que son microaplicaciones que hay que activar y darle permiso para que hagan una determinada acción. Por ejemplo, si se quiere escuchar podcast de ABC hay que activar esa opción previamente desde la aplicación móvil.

Ofrece opciones de personalización para que Alexa diga lo que quieras, creando respuestas útiles y divertidas a tus instrucciones. Amazon también cuenta con otros dispositivos inteligentes como un enchufe que permite activar por voz cualquier electrodoméstico tradicional como una lámpara. Así, por ejemplo, se le puede decir «Alexa activa el enchufe uno» que tiene conectado la luz del dormitorio.

Otra de sus bazas son las «Rutinas». Alexa puede realizar diversas acciones, como dar información del tiempo o encender las luces, cuando el usuario se lo ordene con una frase que haya programado previamente. Como altavoz, solo los modelos Echo Studio y Echo Plus tienen un papel importante en este terreno.

Pros

-Múltiples funciones.

-Amplio catálogo, como el Echo Studio, de gran calidad de audio.

-Sistema de reconocimiento.

Contras

-Muy enfocado a compras.

-El uso de las «Skills», aunque revolucionarias, algo confusas.

La era de Google Home

Google no iba a ser menos. Tiene dos modelos, el Home y el Home mini. Aunque hay que sumar otro nuevo, el Nest Hub, que cuenta con una pantalla táctil de 7 pulgadas. Este último modelo es muy interesante como aparato para la cocina. Permite de un vistazo mostrar tus archivos de Google Fotos, disfrutar de contenido en YouTube o transmitir series y ver la televisión. Y, aunque su calidad no es elevada, permite escuchar música desde Spotify por ejemplo. Todos ellos, sin embargo, tienen la misma vocación: se controlan por voz.

La idea es, además, controlar por simples instrucciones de voz otros aparatos inteligentes a los que se deben sincronizar desde la aplicación compatible. Es decir, controlar tu hogar conectado. Aparatos como cámaras de vigilancia o televisores pueden integrarse fácilmente. Al igual que Alexa, también permite crear rutinas personalizadas para que, por ejemplo, cuando digas «Ok Google, buenos días», el software haga una determinada lista de acciones, como enumerarte las citas de tu agenda, comentar si hay mucho tráfico hasta el trabajo o reproducir tu radio favorita.

Funciona con Assistant, el asistente de voz de Google, que tiene integrado además todo su motor de búsquedas, con lo que se le puede pedir información útil como la edad de una persona famosa, leer la prensa o hacer simples operaciones matemáticas. Y, además, cuenta con un sistema de traducción que permite romper algo la brecha idiomática. Precio: arranca en 59 euros.

Pros

-Intuitivo y fácil de usar.

-Todo el motor de búsqueda en un sitio.

-Compatibilidad y uso con Android.

Contras

-Muy centrado en sus propios servicios digitales.

-Mejorable integración con el hogar.

-Menor catálogo que Amazon.

Facebook Portal, muy para videollamadas

Otra de las propuestas más interesantes es Portal, la familia de equipos inteligentes de Facebook. Tiene una pega: solo se puede comprar a través de internet. Y eso, aunque no debería serlo en los tiempos que corren, puede ser un condicionante dado que esta categoría de producto es relativamente tan novedosa que el consumidor prefiere probarlo antes de tomar la decisión de compra.

En este caso, la empresa estadounidense cuenta con varios accesorios y dispositivos distintos como Portal (pantalla de 10 pulgadas), una versión mini (con pantalla de 8 pulgadas) y el superior, de mayor tamaño (pantalla de 15,6 pulgada), con cámara inteligente integrada. Está muy enfocado a videollamadas, tanto por Facebook como por WhatsApp. Ambas plataformas pertenecen a la misma empresa. Tiene integrado el asistente Alexa para el control de voz.

Una de sus grandes bazas es la cámara inteligente, que hace seguimiento de las personas de manera natural y fantástica para encuadrarse dentro de la videollamada. La calidad es muy buena. Son productos muy enfocados al salón, aunque también puede colocarse en la cocina para hablar con tus seres queridos mientras cocinas. Incluye varias funciones de personalización de las llamadas para aplicar filtros y «stickers». Aunque está muy enfocado a un uso lúdico, Facebook ha querido darle una vuelta con «Workspace» para que se puedan hacer videoconferencias en un entorno profesional. Su precio, desde 149 euros.

Pros

-La cámara inteligente.

-Muy útil para videollamadas.

Contras

-Escasas funciones.

-Dependencia de Alexa.

(www.abc.es)

admin

0 Reviews

Write a Review

Entradas